publicidad
Valero consiguió el cinturón ligero del CMB / ARCHIVO AGENCIAS
Valero consiguió el cinturón ligero del CMB / ARCHIVO AGENCIAS

Por Leonardo Duque Rivero

@purocombate

publicidad

www.purocombate.com

El sábado cuatro de abril de 2009 el venezolano Edwin Valero mantuvo su invicto y archivó su  nocáut consecutivo número 25 al derrotar por la vía del cloroformo al colombiano Antonio Pitalúa, para agenciarse la faja mundial peso ligero del Consejo Mundial de Boxeo, en el Frank Erwin Center de Austin (Texas).

Valero apenas dejó que Pitalúa se asentara en el cuadrilátero y en el segundo asalto le pasó una derecha corta al mentón que le envió a la lona para escuhar el primer conteo de protección.

Valero consiguió su segunda corona / ACHIVO AGENCIAS
Valero consiguió su segunda corona / ACHIVO AGENCIAS

Segundos después liquidó el asunto con otra combinación de golpes que pusieron en mal estado al colombiano, y obligaron al árbitro Laurence Cole a detener la pelea a los 49 segundos del segundo round.

“Demostré una vez que hay mucho poder en mis manos”, dijo Valero al bajar del ensogado, quien peleó con una bandera venezolana, con la cara del ex presidente Hugo Chávez, tatuada en el centro de su pecho, y una imagen de Jesucristo en su brazo derecho, el mismo que le dio el triunfo.

“En la conferencia de prena dije que en cuanto él cometiera un error y yo pudiera meter un golpe sólido, Pitalua se caía”, añadió Valero. “No importa quien sea, cuando meto un golpe, cualquiera se va al piso”.

Valero apenas embarró de sudor sus tatuajes, y en 3 minutos y 49 segundos se asentó en la preferencia del público estadounidense en su primera pelea y debut televisivo en territorio del ‘Tío Sam’.

El venezolano, residente desde hace varios años en el sur de California, dijo le gustaría unificar título con el mexicano Juan Manuel Márquez, monarca ligero de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB).

“Si por mí fuera, me gustaría Marquez, pero ya tienen que sentarse a hablar mi promotor Bob Arum y Golden Boy Promotions”, anotó, aunque tampoco descartó la posibilidad de subir a las 140 libras para medirse al filipino Manny Pacquiao o al inglés Ricky Hatton.

“Si Paquiao o Hatton me dan una oportunidad, estaría dispuesto a subir de categoría y pelearles”, afirmó.

Valero, de 27 años, justificó su apodo de ‘Dinamita’ al archivar su vigesimoquinta victoria sin reveses, todas por nocáut, 19 de ellas en el primer asalto.

Pitalúa, de 39 años, venía de ganar por nocáut sus últimas 14 peleas, y era el campeón interino del CMB. Tiene ahora un récord de 46-4 y 40 fuera de combates.

publicidad